Contención de Ortodoncia ¿Qué es y para qué sirve?

encabezado_contencionLas contenciones son retenedores o aparatos que se utilizan para mantener los dientes en su nueva posición, luego de finalizado el tratamiento de ortodoncia. Las mismas pueden ser removibles o bien pueden ser fijas.

Hay dos preguntas que se vuelven una constante en ortodoncia y son las siguientes:

¿Cuándo me retiran los brackets?
Y  la otra es:… ¿Cuánto tiempo tengo que usar las contenciones?

-En respuesta a la primera pregunta desde Ortodoncia Salud creemos que el momento del retiro de la aparatología debe realizarse cuando el profesional y el paciente están de acuerdo en que se han cumplido los objetivos fijados.

-En relación a la segunda pregunta podemos decir que la contención se indica normalmente y como mínimo el doble de tiempo de lo que ha durado el tratamiento.

Por ejemplo, si hablamos de un tratamiento de 1 año y medio, la contención debe ser usada al menos por 3 años. Es recomendable mantener su uso por las noches, ya que la posición de los dientes tiene memoria y no está descartada la posibilidad de algún tipo de movimiento dentario en busca de la posición inicial (recidiva del tratamiento).

¿Por qué es vital el uso de la contención al final del tratamiento de ortodoncia?

La contención es parte del tratamiento, es la etapa final del mismo, ya que con ella le damos tiempo al hueso y a todos los tejidos de soporte del diente a regenerarse luego de haber estado en movimiento.

Una vez que se arriba al final del tratamiento, la contención dentaria es uno de los temas más discutidos con el paciente ya que, luego de un largo período de tratamiento, aparece una resistencia natural a continuar utilizando cualquier tipo de aparatología.

Sin embargo rechazar su uso puede llevar a un problema denominado recidiva o movimiento de retorno de los dientes a su posición original.

Para comprender este término necesitamos entender cómo este fenómeno puede afectar los resultados que hemos obtenido durante el tratamiento de ortodoncia.

Los dientes se encuentran anclados al hueso que los sostiene por medio del ligamento periodontal.
Este, a su vez, está conformado por miles de delgados y microscópicos hilos formados de colágeno.

Cuando realizamos movimientos dentales con ortodoncia, estas fibras, al igual que los elásticos, se estiran acompañando al diente en su movimiento.

Al retirar los brackets y terminar de aplicar las fuerzas, estas fibras tratan de recuperar su forma y con esto la posición original donde se encontraba el diente.

Esta es la denominada “memoria” de los dientes.

Diente con movimiento de ortodoncia

fig112

Como su nombre lo indica el papel de la contención o retenedores, es el de sostener los dientes en su nueva posición y garantizar que  alrededor de ellos el hueso continúe formándose nuevamente y logre su estabilidad en el tiempo.

Es por ello que la Contención es la parte más importante del tratamiento, pues es ahí donde se juzga todo lo que se hizo a lo largo del mismo.

El papel del ortodoncista  no termina con el retiro de los brackets, sino cuando se alcanza la estabilidad del caso. Es esa la garantía de su labor.

Para ello también es indispensable que la boca tenga una estabilidad funcional, no solo estética, sino que tanto la deglución, como la respiración, la posición de los labios y de la lengua deben estar estables para perpertuar la posición final de los dientes.

Cuando el tratamiento de ortodoncia concluye con una correcta oclusión y el paciente obtiene una correcta deglución y respiración, podemos decir que el sistema orofacial se encuentra en equilibrio. Esto conlleva una correcta fonación y nos garantiza el mantenimiento de los dientes en su nueva posición.

Tipos de contenciones

Existen diferentes tipos de contenciones: Fija, Removibles de Alambre y Acrílico, Removible de Acrílico, y Removible de Silicona.

Su elección depende de la posición original de los dientes, de cada caso en particular (ya que algunos le resultan al paciente más cómodos que otros) y siempre es el ortodoncista quien a su juicio toma la decisión conjuntamente con el paciente.

Pueden combinarse contenciones fijas con removibles, o bien fijas con aparatos de silicona que estabilizan los tejidos blandos manteniendo una correcta función de todos los tejidos de la boca, lo que mantiene la estabilidad del tratamiento.

CONTENCION FIJA

preg 7 b
CONTENCION REMOVIBLE DE ALAMBRE Y ACRILICO (Placas Hawley)

CONTENCION REMOVIBLE DE ACRILICO TRANSPARENTE

CONTENCION REMOVIBLE DE SILICONA
(mantiene la estabilidad de los tejidos blandos)

tmj_ap_3up_view-176x160

Deja una respuesta

Top